Alergias en niños y bebés: 
Guía 2024
para padres y madres 

Las alergias infantiles son un problema cada vez más común en nuestra sociedad. Como padres, es fundamental conocer los tipos de alergias que pueden afectar a nuestros hijos para poder identificar los síntomas y buscar el tratamiento y manejo más adecuados. En este artículo, exploraremos los tipos más comunes de alergias infantiles y cómo pueden influir en la vida de los pequeños.

1. Tipos de alergias

Alergias alimentarias

Las alergias alimentarias son una de las formas más comunes de alergias en los niños. Se producen cuando el sistema inmunológico reacciona de manera exagerada a ciertos alimentos. Los alérgenos alimentarios más frecuentes en los niños incluyen la leche, el huevo, el cacahuete, los frutos secos, el pescado, el marisco, el trigo y la soja. Los síntomas pueden variar desde leves, como urticaria o picazón, hasta graves, como anafilaxia, una reacción que puede poner en peligro la vida.

Es crucial que los padres identifiquen qué alimentos causan estas reacciones en sus hijos y lean cuidadosamente las etiquetas de los productos. En casos graves, es posible que se necesite llevar un autoinyector de epinefrina para emergencias.

Alergias respiratorias

Las alergias respiratorias, como el asma y la rinitis alérgica, son comunes en la infancia. Estas alergias se desencadenan por alérgenos como el polen, el moho, los ácaros del polvo y el pelo de los animales. Los síntomas pueden incluir estornudos, congestión nasal, picazón en los ojos y dificultad para respirar.

El asma, en particular, puede ser una condición crónica que requiere un manejo a largo plazo. Los inhaladores y otros medicamentos pueden ayudar a controlar los síntomas, pero también es importante minimizar la exposición a los desencadenantes en el hogar y en la escuela.

Alergias cutáneas

Las alergias cutáneas, como la dermatitis atópica (eczema), son otra preocupación frecuente en los niños. Estas condiciones pueden causar erupciones, enrojecimiento, picazón y sequedad de la piel. Los desencadenantes pueden ser tanto internos, como ciertos alimentos, como externos, como detergentes, productos químicos y cambios climáticos.

El tratamiento suele incluir el uso de cremas hidratantes y medicamentos tópicos para reducir la inflamación. También es importante identificar y evitar los factores que empeoran los síntomas.

Alergias a insectos

Las picaduras de insectos pueden causar reacciones alérgicas en algunos niños. Las abejas, avispas, hormigas y otros insectos pueden provocar desde una reacción local leve, con hinchazón y enrojecimiento, hasta una reacción sistémica grave, como la anafilaxia.

Es vital que los padres conozcan los signos de una reacción alérgica grave y tengan un plan de emergencia en caso de que ocurra. En algunos casos, los médicos pueden recomendar inmunoterapia (inyecciones de alergia) para reducir la sensibilidad a las picaduras de insectos.

Alergias medicamentosas

Las reacciones alérgicas a los medicamentos pueden ser peligrosas y difíciles de prever. Los antibióticos, como la penicilina, y otros medicamentos como los antiinflamatorios no esteroides (AINE) son los culpables más comunes. Los síntomas pueden incluir erupciones, urticaria, hinchazón y, en casos graves, anafilaxia.

Es esencial que los padres informen a los médicos sobre cualquier reacción adversa a los medicamentos y lleven un registro de los medicamentos que han causado problemas.

2. ¿Cuánto tiempo duran las alergias en niños?

Las alergias en niños pueden variar significativamente en duración dependiendo del tipo de alergia y la exposición al alérgeno. Las alergias estacionales, como las causadas por el polen, suelen durar mientras persista la exposición al alérgeno, típicamente durante las temporadas de primavera y otoño. Estas alergias pueden durar varias semanas o incluso meses, dependiendo de la duración de la temporada de polen en la región específica.

Las alergias perennes, que son causadas por alérgenos presentes todo el año como los ácaros del polvo, el moho o la caspa de mascotas, pueden presentar síntomas continuos o recurrentes a lo largo de todo el año. En estos casos, los síntomas persisten mientras el niño esté expuesto a estos alérgenos.

Por otro lado, las alergias alimentarias pueden ser más impredecibles. Algunos niños pueden superar ciertas alergias alimentarias con el tiempo, mientras que otros pueden mantenerlas durante toda la vida. Las alergias a la leche, los huevos y el trigo son ejemplos de alergias que algunos niños pueden superar en la infancia, mientras que las alergias a los frutos secos y mariscos tienden a ser más persistentes.

En cualquier caso, el manejo adecuado de las alergias a través de la evitación de alérgenos y el uso de medicamentos puede ayudar a minimizar los síntomas y mejorar la calidad de vida del niño. Es importante trabajar con un pediatra o un alergólogo para desarrollar un plan de manejo personalizado.

Las alergias en niños pueden variar en severidad, desde leves molestias hasta reacciones graves que requieren atención médica inmediata. Es importante que los padres sepan cuándo es necesario acudir al médico para garantizar la seguridad y el bienestar de sus hijos.

3. Signos de alergias leves

Para las alergias leves, los síntomas incluyen estornudos, picazón en los ojos, secreción nasal o una erupción cutánea leve. En estos casos, puede ser adecuado administrar un antihistamínico recomendado por el pediatra y monitorear la evolución de los síntomas. Sin embargo, si estos síntomas persisten o empeoran, es recomendable concertar una cita con el médico.

4. Signos de alergias moderadas a graves

  • Debe acudirse al médico inmediatamente si se presentan los siguientes síntomas:
  • Dificultad para respirar: Indica una posible anafilaxia o asma, lo cual es una emergencia médica.
  • Hinchazón: Especialmente en la cara, labios, lengua o garganta, que puede obstruir las vías respiratorias.
  • rupción extensa o urticaria: Si se extiende por todo el cuerpo o causa mucho picor.
  • Vómitos o diarrea persistentes: Podrían indicar una alergia alimentaria grave.
  • Mareos o desmayos: Señales de una reacción alérgica sistémica grave.

En cualquier caso de reacción alérgica grave, se debe acudir al servicio de urgencias de inmediato llamando al 112.

5. ¿Qué tratamientos hay para las alergias en niños? ¿Tienen cura las alergias?

Las alergias en niños, como en adultos, no tienen una cura definitiva. Sin embargo, existen tratamientos y medidas preventivas que pueden ayudar a controlar los síntomas y mejorar la calidad de vida del niño. Los tratamientos varían según el tipo y la severidad de la alergia, pero generalmente incluyen:

  • Antihistamínicos: Estos medicamentos ayudan a aliviar los síntomas de las alergias, como estornudos, picazón y secreción nasal. Están disponibles en forma de tabletas, jarabes y gotas para los ojos.
  • Corticosteroides: Utilizados para reducir la inflamación, los corticosteroides pueden ser administrados en forma de inhaladores, aerosoles nasales, cremas tópicas o comprimidos. Son eficaces para el asma y la dermatitis atópica.
  • Descongestionantes: Estos medicamentos reducen la congestión nasal, facilitando la respiración. Sin embargo, no deben usarse durante períodos prolongados.
  • Inmunoterapia: También conocida como "vacunas para la alergia", la inmunoterapia implica la administración gradual de cantidades crecientes del alérgeno para desensibilizar el sistema inmunológico del niño. Es eficaz para alergias graves y crónicas.
  • Epinefrina: Para las alergias alimentarias severas, los niños con riesgo de anafilaxia deben llevar consigo un autoinyector de epinefrina, que puede salvar vidas en caso de una reacción alérgica grave.

6. Mejor, evitar los alérgenos

Además de estos tratamientos, es crucial identificar y evitar los alérgenos desencadenantes. La consulta con un alergólogo es fundamental para desarrollar un plan de tratamiento personalizado que aborde las necesidades específicas del niño.

Fuentes de información

Niveles de polen en el aire y su impacto en los bebés y niños

Niveles de polen en el aire y su impacto en los bebés y niños

Niveles de polen en el aire y su impacto en los bebés y niños

Los niveles altos de polen en el aire pueden causar alergias en bebés y niños, provocando molestos síntomas como estornudos, congestión nasal, picazón en los ojos y problemas respiratorios

Más info Más info

Entradas relacionadas

¡Llega la primavera y las primeras alergias y enfermedades...!

¡Llega la primavera y las primeras alergias y enfermedades...!

¡Llega la primavera y las primeras alergias y enfermedades...!

Ya llega la primavera y comienzan a aflorar las primeras alergias, problemas respiratorios y gastrointestinales en tus hijos

Más info Más info

Una avispa o abeja ha picado a mi bebé ¿Qué hago?

Una avispa o abeja ha picado a mi bebé ¿Qué hago?

Una avispa o abeja ha picado a mi bebé ¿Qué hago?

Las picaduras de abeja y avispa provocan reacciones cutáneas e hinchazón dolorosa. Te explicamos cómo tratarlas y prevenirlas.

Más info Más info

Dermatitis atópica en niños: factores de riesgo, tratamiento, consejos.

Dermatitis atópica en niños: factores de riesgo, tratamiento, consejos.

Dermatitis atópica en niños: factores de riesgo, tratamiento, consejos.

La dermatitis atópica o eccema atópico es una enfermedad de la piel que se caracteriza por la inflamación y la sequedad de la piel.

Más info Más info

Intolerancia a la lactosa en niños y bebés: síntomas, pruebas, consejos.

Intolerancia a la lactosa en niños y bebés: síntomas, pruebas, consejos.

Intolerancia a la lactosa en niños y bebés: síntomas, pruebas, consejos.

La intolerancia a la lactosa es una condición en la cual el cuerpo es incapaz de digerir adecuadamente la lactosa, que es el azúcar presente en los productos lácteos.

Más info Más info

Alerta por Anisakis en pescado importado de Marruecos ¿Puede afectar a los niños?

Alerta por Anisakis en pescado importado de Marruecos ¿Puede afectar a los niños?

Alerta por Anisakis en pescado importado de Marruecos ¿Puede afectar a los niños?

El anisakis es un parásito que se encuentra comúnmente en pescados y mariscos, y su presencia ha generado preocupación en España.

Más info Más info

Dermatitis del pañal: Qué es, síntomas, cuidados y consejos

Dermatitis del pañal: Qué es, síntomas, cuidados y consejos

Dermatitis del pañal: Qué es, síntomas, cuidados y consejos

La dermatitis del pañal es un tipo de dermatitis irritativa de contacto, que tiene lugar en la zona del pañal del bebé.

Más info Más info

Profesionales sanitarios pedriáticos que pueden ayudarte:

Otros profesionales sanitarios infantiles que pueden ayudarte:

Publicado por:

Publicado el
Última modificación el